Consecuencias de una deshidratación

JS/ junio 3, 2019/ Calidad de vida/ 0 comentarios

Todos los años cuando llega el verano, escuchamos a los medios de comunicación hablando de protegernos del calor, mantenernos hidratados, la ola de calor subsahariana… Pero, realmente, ¿conocemos las consecuencias de una deshidratación?

En este post, trataremos de desvelar algunas de las claves y consecuencias de la falta de hidratación. Así como, la importancia de hidratarse y cuidar de nuestro cuerpo en estos días de verano.

consecuencias de una deshidratación

¿Os imagináis?… si la falta de agua puede hacer esto con la tierra cuando hay sequía, ¿qué ocurre con nosotros cuando no disponemos del suficiente líquido elemento en nuestro cuerpo?

Las consecuencias que observamos muchas veces se quedan en un plano externo: labios resecos, boca seca, pérdida de elasticidad en la piel, etc. Sin embargo, en el interior de nuestro organismo también se producen efectos que pueden llegar a ser graves. Y es que la falta de hidratación puede producir una pérdida de determinados electrolitos necesarios para el buen funcionamiento del organismo. 

¿Cómo saber si estás deshidratado?

Muchas veces creemos que una deshidratación sólo se produce en las personas más sensibles como pueden ser niños o ancianos. Pero nada más lejos de la realidad, esta circunstancia puede ocurrir en todo ser vivo del planeta. 

No olvidemos, que nuestro cuerpo está compuesto de un 50 – 70% de agua

¿Sabías que los efectos de la deshidratación comienzan cuando hemos perdido el 3% o más del agua corporal?

como saber si estas deshidratado

Como curiosidad, te diré que si además eres una persona que se exige demasiado, puede que la deshidratación en tu cuerpo sea mayor.

Según el doctor Manuel Valls Roig, especialista en medicina interna del Hospital IMED, asegura que: «una persona con una importante carga emocional y expuesta durante un largo periodo de exposición al sol. Puede sufrir deshidratación».

Al igual que estar bien hidratado crea un efecto positivo reduciendo la ansiedad y el estrés. Una persona sometida a un alto grado de exigencia también puede deshidratarse, si la fatiga térmica a la que está expuesta es importante.

Para saber si tu cuerpo está deshidratado, realiza las siguientes pruebas:

  • ¿Tienes sed? Parece la más lógica y evidente, pero muchas veces si no saciamos nuestra sed en el momento, puede ocurrir que tus sensaciones de sed disminuyan o aminoren al estar pendiente de otras cosas.
  • Boca seca o pegajosa. Creo que esta sensación más o menos todos la hemos sentido alguna vez. Beber agua inmediatamente.
  • Turgencia de la piel. Es una forma rápida de comprobar si tu piel contiene suficiente agua. Pellizcamos durante unos segundos la piel de la mano, y si la piel no recupera su posición inicial instantáneamente, puede ser que estemos en un proceso de deshidratación. En personas mayores, esta prueba es inútil ya que debido a la pérdida de colágeno en la piel, su recuperación es lenta.
  • Dolor de cabeza. Cuando hay falta de hidratación se produce una contracción en el volumen del cerebro, alejándose éste del cráneo y activando los receptores del dolor de las meninges.

Estos son algunos de los síntomas de deshidratación más comunes. Pero además, existen otras consecuencias de una deshidratación más leves, como pueden ser la falta de concentración, rendimiento intelectual, memoria y alto nivel de ansiedad.

Consejos para estar bien hidratado

Ahora que empieza la temporada de verano, cuida de tu cuerpo y no dejes que la deshidratación te haga pasar un mal rato. Como consejo, te diré que bebas agua durante todo el día. Para España, lo recomendable es beber más de 2 litros diarios (como mínimo 6 – 8 vasos de agua al día).

Consejos para estar bien hidratado

También, otro buen consejo es comer alimentos que realizan casi el mismo efecto de hidratación que el agua. Como pueden ser: el pepino, el apio, los tomates, la sandía, la naranja y el kiwi. Que además aportarán a tu organismo otra serie de nutrientes ricos en Vitamina C, A, ácido fólico y antioxidantes que dejarán tu cuerpo en una puesta a punto formidable.

Por último, si quieres saber más sobre la deshidratación, te dejo este enlace.

¡No dejes que tu cuerpo tiemble por una mala hidratación!


Si te ha gustado este artículo, puede que también te interese…

Flores de Bach, ¿Para qué sirven?

Compartir esta entrada

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estos HTML tags y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*